Las hermosas aristas de la utopía

HOJAS DE CHOPO

Las hermosas aristas de la utopía


ALFONSO GARCÍA
12/06/2017

La utopía es uno de los fundamentos del futuro. «Corremos tras los sueños. Qué otra cosa podemos hacer», escribió Celso Castro en Sylvia, una novela hermosa. Lo que ocurre es que normalmente estas actitudes pertenecen de forma casi exclusiva a la esfera de muy pocas individualidades, que desde el silencio, la constancia y la fortaleza de ánimo, casi siempre desde la soledad, diseñan un camino de largo recorrido cuyo trazado sufre numerosas rectificaciones sobre todo por parte de quienes se instalan en la realidad que acuna y adormece. Los acomodaticios statu quo suelen ser obstáculos difíciles de salvar, bien por parte de quienes temen el más mínimo atisbo de incertidumbre, bien por parte de quienes hacen más caso al sillón que al pueblo al que dicen representar.

A uno le reconforta, sin embargo, saber que estas voces que reclaman compromisos activos en una sociedad sean escuchadas en alguna ocasión, quizá porque su voz les haya llevado a las puertas de la evidencia. Cuando la sociedad civil toma conciencia de una realidad, se ha dado un gran paso, sin duda. Tal es el caso, por poner un ejemplo, del desdén con que la Junta enfoca el tratamiento económico hacia esta tierra, muy lejos de la ecuanimidad y el equilibrio, vaciando las legítimas aspiraciones, más ricas sin esta pertenencia impuesta contra la voluntad de la ciudadanía. A los hechos y constataciones me remito en uno y otro caso. Repartir o conceder algunas migajas cuando aprieta la agonía es una manifestación de indecencia. La dignidad se pone en entredicho cuando se violentan los principios. La utopía cree necesaria la búsqueda de una sociedad mejor, más solidaria y más justa. Supongo que por ello todos somos un poco utópicos.

Sobran ya, por otra parte, los argumentos de salón o de barra de bar, los argumentos llenos de aires sentimentales. Necesitamos poner, cada cual en su medida, bases de fortaleza, argumentar, generar riqueza y reivindicar (rei-vin-di-car) en la línea del razonamiento, no del victimismo que aniquila aspiraciones. Pienso ahora en ello pensando en Irma Basarte, «la utópica defensora de los palomares leoneses», como la definió A. Gaitero, al realizar «el inventario más completo y actual de las ‘casas rurales’ de las palomas y hacer un llamamiento a su conservación y protección para salvar un patrimonio de origen ancestral muy arraigado en la provincia de León». Ese es el camino. Una labor de años, de esfuerzos y de entrega. Gracias.

Publicado en el Diario de León

¡Gracias!

Irma Basarte10.-

Los palomares, patrimonio en riesgo de desaparecer

ARQUITECTURA RURAL LEONESA

Los palomares, patrimonio en riesgo de desaparecer

A.M. | 18/06/2017 - 10:21h.

La exposición 'Palomares de León. Utopía en el Camino' recoge el exhaustivo trabajo de investigación realizado por Irma Basarte, presidenta de la Asociación de Amigos de los Palomares. La muestra puede verse hasta finales de junio en el Museo Etnográfico de Mansilla de las Mulas y, después, se hará itinerante por distintos puntos de la provincia.



                                                                                                                                                             
Salvar los palomares de la provincia de León. Este es el ambicioso reto que se ha propuesto la presidenta de la presidenta de la Asociación de Amigos de los Palomares de León y bloguera de iLeon.com, Irma Basarte. Para ello, se ha recorrido de punto a punto la provincia leonesa con el objetivo de elaborar un minucioso inventario, no existía ninguno hasta ahora, que recoja todas y cada una de estas construcciones así como su estado de conservación.

El motivo, según ella misma explica, es que, "si no sabemos ni dónde están ni cómo tampoco se pueden salvar".  Un exhaustivo trabajo que comenzó en 2011 y que realiza en los ratos libres que el trabajo le permite y sin ningún tipo de ayuda económica. Hasta el momento, ha logrado examinar casi un 90% del territorio, y tan sólo le falta una pequeña zona del Páramo.

Por ahora, Basarte ha logrado documentar hasta 1.300 palomares, en muy distintos estados de conservación, aunque la mayoría, reconoce "son ruinas, aunque hay de todo, pero hay más mal que bien". Todos ellos figuran ahora en la base de datos, están geolocalizados, medidos y cuentan con su respectiva fotografía.

Irma Basarte.
Irma Basarte.

Muchos de ellos, agrega, están "en estado de alerta". "Hay que pensar que hay que restaurarlos, es lo que se intenta hacer, concienciar a la población, tanto a dueños como instituciones para salvarlos".

Casi sin ayudas y sin protección

En cuanto a las ayudas económicas que pueden percibir estas construcciones, Basarte explica que pese a que existe una subvención para restaurarlas del Instituto Leonés de Cultura (ILC), dependiente de la Diputación de León, los criterios para acceder a ella son casi imposibles. La ayuda, explica, está destinada a juntas vecinales o ayuntamientos, pero no existe casi ningún palomar que sea de su propiedad sino que son de particulares, salvo algunas excepciones.

Algo que la propia Irma le trasladó al presidente de la Institución provincial, Juan Martínez Majo, y que éste se comprometió a solventar. Precisamente para poder ser restaurado, el palomar de Carracedeo fue municipalizado y rehabilitación tras inversión de 24.000 euros.
Una situación similar ha ocurrido con el palomar de Villaverde de Sandoval, cuyos propietarios lo han cedido al Ayuntamiento durante 25 años para que así pueda beneficiarse de esta ayuda económica y ser restaurado.

Para Irma Basarte, las razones por las que los palomares están prácticamente en peligro de extinción residen en que no aportan nada a sus propietarios y éstos los dejan caer. "Mucha gente que los tiene en medio de un finca... como no aportan nada, los tira, así nos quedamos sin palomares", explica.

Irma Basarte
Irma Basarte

No sólo no aportan ningún beneficio económico, sino que incluso pueden suponer un gasto ya que en muchos casos, pagan impuestos "a precio de chalé a medio del campo". Por otro lado, tampoco tienen ningún tipo de protección patrimonial por lo que en muchas ocasiones sus dueños optan por demolerles o dejarles caer.

Exposición itinerante

Todo este trabajo de investigación tomó también forma de exposición, 'Palomares de León. Utopía en el Camino', producida por el Museo Etnográfico de Mansilla de las Mulas y que permanecerá abierta hasta el 25 de junio. Un proyecto realizado a través de la colaboración entre la Asociación de Amigos de los Palomares de León y el propio museo.

Posteriormente, la muestra se hará itinerante y el objetivo es que pueda verse en distintos puntos de la provincia de León. A este respecto, se ha hecho un llamamiento para que todos aquellos museos o centros culturales que quieran albergar esta muestra lo soliciten.

La exposición está compuesta por paneles explicativos, video proyecciones, montajes fotográficos y dioramas o colaboraciones visuales, gráficas y literarias. También se han incorporado las piezas de la colección de maquetas de palomares leoneses con la que cuenta la Diputación, que fueron una donación del artesano especialista José Antonio Carbajo, de los 15 tipos formales y materiales representativos de la geografía provincial.

Irma Basarte
Irma Basarte
Publicado en iLeon.com
Irma Basarte10.-

La exposición temporal itinerante Palomares de León. Utopía en camino se podrá visitar hasta el 25 de Junio en el Museo Etnográfico Provincial de León


La misión de esta exposición, Utopía que no Quimera, es difundir para sensibilizar sobre la conservación y protección de los más de 1300 palomares existentes en la provincia de León. La exposición da a conocer por medio de imágenes y datos recopilados por la Asociación de Amigos de los Palomares de León, el estado de los palomares de nuestra provincia. Podéis visitarla hasta el día 25 de Junio en el Museo Etnográfico Provincia de León, ubicado en Mansilla de las Mulas.

La finalidad de la muestra no se extingue en junio, sino que pretende se convierta en itinerante en préstamo desde la propia Diputación de León y la Asociación, para poder exhibirse en esencia en diferentes instituciones tanto provinciales como nacionales (centros culturales, casas de León, salas de exposición, etc.). De hecho varios Museos de la provincia de León y alguna Junta Vecinal ya nos han solicitado esta exposición.


 

Post publicado en el periódico digital iLeon.com

Irma Basarte10.- 

#UtopiaPalomaresR3 Podcast del programa El bosque habitado de Radio 3 con Irma Basarte Díez

Pinchar sobre la imagen para escuchar el podcast

Pincha aquí para escuchar el podcast

Bienvenid@s a la utopía de una gran mujer que piensa que lo mejor de las utopías es que según caminas hacia ellas, estás cambiando el mundo. Hablamos de Irma Basarte Díez, más conocida como Utópica Irma por su blog La Utopía del día a día ¿Su quimera? Conservar TODOS los Palomares de León no cediendo en el empeño de que se conozcan todos ellos, que se respeten, que se valoren, que se conserven, que se restauren y que se disfruten ¿Por qué? Porque sabe, como sabemos tod@s que son una seña de identidad del Paisaje Cultural y del Patrimonio Etnográfico de la Cultura Tradicional.

La memoria, la identidad. Trabajar para que no desaparezcan, para que no se pierdan, para rescatar la tradición, el conocimiento, los saberes, las iconografías, las simbologías… Para ello, Irma Basarte, cuenta con la Asociación de Palomares de León y ahora presenta en el Museo Etnográfico Provincial de León, en el delicioso pueblo de Mansilla de las Mulas, parada y fonda del Camino de Santiago, su exposición itinerante, casi con alas, “Utopía en camino”. Allí estará hasta el 25 de junio. La Comunidad del Bosque acudirá una vez más a contemplarla y aprender el 24 de junio, tras una noche de San Juan en Palacios de Compludo. Porque para nuestra Guía de Utopías y Palomares, es más que una exposición. Es el trabajo de años para crear un inventario de palomares. Un inventario para conocer, difundir, respetar y, también, amar.

Defender y restaurar, visibilizar y disfrutar los palomares es un bioindicador para defender otras utopías. Lo decimos siempre. Irma lo piensa así. Tenemos que defenderlo todo a la vez. Porque una utopía iniciada, transitada, allana la senda del resto de utopías posibles. Para Irma es importante que hoy entiendas que desentrañar el alma de estas construcciones, más allá de la materia, de su olor a barro y piedra, a paloma y palomino, a teja, pizarra y madera… despertará en nosotros nuevas sensaciones y emociones, siempre conmovedoras.

Como se conmueve la Comunidad del Bosque que hoy ha escrito para Irma Basarte… Ignacio Abella, Eloísa Otero, Raúl de Tapia que es Raúl Alcanduerca, Felipe Zapico, Gabriel García Márquez, Alce Negro y Gustavo Duch. Curando cicatrices como el Hombre sin sombra, pero iluminado, Mikel Erentxun, nuestro guía musical de hoy.

Así que estira tus extremidades superiores, despliega las alas en busca del horizonte, haz volar tus raíces y rescata la memoria que nos devuelve la identidad… Sin duda, territorio conmovido… ¡Arriba las alas y las ramas!
11 jun 2017

Por cierto el hastag #UtopiaPalomaresR3 fue Treding Topic nacional

¡Arriba las alas, las ramas y la utopía!

http://www.rtve.es/alacarta/audios/el-bosque-habitado/bosque-habitado-utopia-palomares-irma-basarte-diez-11-06-17/4060380/



Publicado en el periódico digital iLeon.com
Irma Basarte10.-

Los palomares de León y La utopía del día a día en El bosque habitado de Radio 3


Este domingo a las 11:00h en El bosque habitado de Radio 3 gorjearemos, zurearemos o nos arrullaremos todos juntos, mil graciasss por haceros eco de mi pequeña GRAN utopía. ¡¡Arriba las alassss!! 

El domingo, UTOPÍA PALOMARES. Con Irma Basarte Diez

Bienvenid@s a la utopía de una gran mujer que piensa que lo mejor de las utopías es que según caminas hacia ellas, estás cambiando el mundo. Hablamos de Irma Basarte Díez, más conocida como Utópica Irma por su blog La Utopía del día a día ¿Su quimera? Conservar TODOS los Palomares de León no cediendo en el empeño de que se conozcan todos ellos, que se respeten, que se valoren, que se conserven, que se restauren y que se disfruten ¿Por qué? Porque sabe, como sabemos tod@s que son una seña de identidad del Paisaje Cultural y del Patrimonio Etnográfico de la Cultura Tradicional.

La memoria, la identidad. Trabajar para que no desaparezcan, para que no se pierdan, para rescatar la tradición, el conocimiento, los saberes, las iconografías, las simbologías… Para ello, Irma Basarte, cuenta con la Asociación de Amigos de los Palomares de León y ahora presenta en el Museo Etnográfico Provincial de León, en el delicioso pueblo de Mansilla de las Mulas, parada y fonda del Camino de Santiago, su exposición itinerante, casi con alas, “Utopía en camino”. Allí estará hasta el 25 de junio. La Comunidad del Bosque acudirá una vez más a contemplarla y aprender el 24 de junio, tras una noche de San Juan en Palacios De Compludo, en la sede de Tyto Alba . Porque para nuestra Guía de Utopías y Palomares, es más que una exposición. Es el trabajo de años para crear un inventario de palomares. Un inventario para conocer, difundir, respetar y, también, amar.

Defender y restaurar, visibilizar y disfrutar los palomares es un bioindicador para defender otras utopías. Lo decimos siempre. Irma lo piensa así. Tenemos que defenderlo todo a la vez. Porque una utopía iniciada, transitada, allana la senda del resto de utopías posibles. Para Irma es importante que hoy entiendas que desentrañar el alma de estas construcciones, más allá de la materia, de su olor a barro y piedra, a paloma y palomino, a teja, pizarra y madera… despertará en nosotros nuevas sensaciones y emociones, siempre conmovedoras.

Como se conmueve la Comunidad del Bosque que hoy ha escrito para Irma Basarte… Ignacio Abella, Eloísa Otero, Raúl de Tapia que es Raúl Alcanduerca, Felipe Zapico Alonso, Gabriel García Márquez, Alce Negro y Gustavo Duch. Curando cicatrices como "El hombre sin sombra", pero iluminado, Mikel Erentxun, nuestro guía musical de hoy.

Así que estira tus extremidades superiores, despliega las alas en busca del horizonte, haz volar tus raíces y rescata la memoria que nos devuelve la identidad… Sin duda, territorio conmovido… ¡Arriba las alas y las ramas!

Milllllllllllllllll graciassss María José Parejo Blanco, es un placer formar parte de la Comunidad del Bosque.

Arriba las alasssssssssssss, las ramas 
y  arriba la utopía...  
#Ubuntu

Post publicado en el periódico digital iLeon.com 


Irma Basarte10.-

Las 1.300 utopías de los palomares leoneses


del campo al museo etnográfico

Las 1.300 utopías de los palomares leoneses

Irma Basarte realiza el inventario más completo y actual de las ‘casas rurales’ de las palomas y hace un llamamiento a su conservación y protección para salvar un patrimonio de origen ancestral muy arraigado en la provincia de León .

 

ana gaitero | león
Lo que empezó como una nota utópica en su blog se ha convertido en el inventario más completo de palomares leoneses. Una obra con la que ha pateado León en los últimos siete años y que, a falta de un 10% de trabajo de campo, ha anotado la existencia, en pie o a punto de la ruina, de 1.300 ejemplares a lo largo y ancho del territorio provincial.

Es la primera fase de un ambicioso trabajo que incluye «grabar a los paisanos», recoger los testimonios de los propietarios más antiguos para conservar la memoria de lo que significaron estas ancestrales construcciones en las economías agrarias locales. Falta el tiempo y los recursos porque todo lo que ha hecho Irma Basarte Diez, fundadora de la Asociación de Amigos de los Palomares de León, ha salido de su tiempo libre y de su esfuerzo personal. «Nadie me ha subvencionado nada, pero no tengo problema», aclara.

Los palomares salieron de ‘La utopía del día a día’, nombre de su publicación en Internet, para convertirse en utopías esparcidas por toda la provincia. La publicación de Santiago Díez Anta, un ingeniero agrónomo que se interesó como nadie en León por los palomares, fue su guía inicial. «Jesús Celis, del ILC, fue quien me habló de don Santiago».

«Al pasar junto a estas joyas de la arquitectura popular leonesa, obsérvenlos con atención porque tal vez estén contemplando los últimos palomares de esta provincia», escribió el ingeniero hace casi tres décadas. «Falta un estudio y catalogación de los palomares», alertó. Anta realizó un inventario básico por pueblos y comarcas, del que se desprende que había entre 1.400 y 1.500 palomares en casi 300 pueblos de la provincia localizados sobre todo al sur de la capital y en las comarcas de Astorga, La Bañeza, La Cabrera y el Bierzo.

No obstante, también localizó ejemplares curiosos en Omaña, como el palomar de Bonella. Este es uno de los favoritos de quien sigue sus pasos 35 años después. «Es el pueblo de mi madre», señala Irma Basarte Diez, la utópica que se ha convertido en la defensora de los palomares leoneses, arropada en su momento por la etnógrafa Concha Casado Lobato (León. 1920-2016), que aceptó ser presidenta de honor de la asociación.

«Concha Casado además de ser defensora de la arquitectura popular, impulsó la restauración de los palomares de Cabrera», añade, a través de la Asociación de Amigos de La Cabrera. Los palomares cabreireses son de los más pequeños de la provincia y además de su forma circular destacan por su adaptación a la topografía, al estar construidos sobre laderas. Destacan sus tejadillos de pizarra negros sobre las construcciones pintadas de blanco.

Por el trabajo de Basarte se sabe que el palomar más antiguo de la provincia, que esté fechado, es el del monasterio de Carracedo, fechado en 1769. O que el más alto está en Mansilla de las Mulas y destaca por su torre de diez metros. Y que el más grande es uno que aún se conserva en Villacelama, con un cuerda o perímetro de 55,8 metros.

La mayor parte son de barro, hechos de tapial y adobe, pero también los hay de piedra y alguno hay que es de ladrillo. En cuanto a las formas, las hay muy variadas: circulares con o sin patio, rectangulares con o sin patio, cuadrados y poligonales, como el octogonal de Reliegos.
Muchos están coronados por troneras o sus tejados aparecen decorados con pináculos, cenefas o filigranas, o bien presentan formas que recuerdan a las construcciones orientales, como las pagodas chinas. Se cree que estos detalles son influencias del gusto por lo oriental que se propagó en España durante el siglo XIX.

La existencia de los palomares en León data, como mínimo, de época romana pues puede que ya los astures practicaran la cría de palomas. En este sentido Díez Anta, señala que Plinio a su paso por estas tierras del noroeste peninsular se sorprendió por la «existencia de torres y atalayas de barro de gran antigüedad» que bien pudieran ser palomares.

Los palomares llegaron a tener tal importancia, pero a la vez eran tan vulnerables al saqueo, que el rey Enrique IV concedió una ley para protegerlos en las Cortes de Castilla y León celebradas en Salamanca en 1465.Eran propiedad de los más pudientes.

La cría del pichón, que tuvo un valor gastronómico en España hasta finales del siglo XX, no era el único recurso que se obtenía del palomar. Además, estaban la palomina, que se usaba como abono para las tierras, y el plumón, que también tenía salida como relleno de almohadas, entre otras cosas. Riqueza inmaterial son los topónimos, vocablos y descripciones asociados a estas construcciones.
La despoblación, las concentraciones parcelarias y el cambio de los usos agrarios (las cosechadoras se llevan todo lo que antes era aprovechado en las tierras para las palomas y el uso de fertilizantes) además de la amenaza de las escopetas que ya denunció Santiago Díez Anta, han dejado los palomares sin sus milenarias habitantes y las construcciones, que requieren cuidados constantes, al albur de las inclemencias y del paso del tiempo. Para conservar este patrimonio Irma Basarte ve necesario que las ayudas del Instituto Leonés de Cultura para la conservación del patrimonio se abran a particulares porque, tal y como están, «sólo pueden optar a ellas juntas vecinales o ayuntamientos y los palomares en el 99% de los casos son de propiedad particular», precisa.

Sólo el palomar de Carracedo, recientemente restaurado con una donación de 24.000 euros de un matrimonio holandés a la Asociación de Amigos de los Palomares, y el del monasterio de Sandoval, cedido por 25 años a la junta vecinal de Villaverde de Sandoval, en el municipio de Mansilla Mayor, «pueden optar a estas ayudas con la normativa actual», precisa.

Así se lo espetó al presidente de la Diputación, Juan Martínez Majo, al inaugurar la exposición Palomares de León. Utopía en camino compuesta de fotografías, maquetas, unos nidales de adobe trasladados ad hoc y la reproducción del interior de un palomar, a modo de laberinto, que acoge el Museo Etnográfico Provincial hasta el 27 de junio.

Irma Basarte decidió invertir en estas fotografías los 1.500 euros del premio Palacio de Canedo a la restauración del patrimonio del Bierzo por la recuperación del palomar de Carracedo, que concedió a la asociación la Fundación Prada a Tope el año pasado. El palomar, que estaba en el limbo en cuanto a propiedad, ha pasado a ser patrimonio municipal. Ahora el Ayuntamiento de Carracedelo se ha comprometido a conservarlo y a que esté habitado por palomas.

Utopía tras utopía, ahora su reto es que cada uno de los 1.300 palomares que se conservan en León, algunos en franca ruina, sean restaurados y vuelvan a ser repoblados por parejas de palomas. «Dicen que la carne de pichón es exquisita y si los restaurantes se involucraran podría ser un revulsivo para volver a repoblar palomares. En Palencia ya hay restaurantes con el pichón como plato estrella», afirma.

Ella y su pareja, Miguel Pastrana Bermejo, pieza clave en la asociación y en el proyecto, también han querido poner su granito de arena a la conservación de los palomares. «Compramos uno en Santas Martas, lo restauramos y tenemos algunas parejas de palomas. Estamos muy orgullosos», comenta.
«Su exclusión del actual sistema de producción y mercado ha dado como resultado un generalizado deterioro de su estado de conservación, por lo que esta seña del paisaje se está viendo abocada a su desaparición de no ser por las utopías», comenta José Ramón Ortiz, director del Museo Etnográfico Provincial.

La exposición pretende sensibilizar a la población y exigir a los poderes sociales su conservación y restauración como «seña de identidad cultural y paisajística popular, de elementos no sólo de valor funcional sino patrimonial, histórico y cultural como son los palomares tradicionales de León», señala Ortiz.

A la exposición no le falta un toque lúdico, con el laberinto de nidales, y un guiño al palomar que fue la famosa ‘Mezquita de Ben-i-Mea’ en el corazón de León.

Publicado en el Diario de León

Irma Basarte10.-

 

El día de los museos



Las actividades se multiplican este jueves para celebrar el Día Internacional de los Museos, que tendrá su prolongación el próximo sábado en la Noche de los Museos con horarios más flexibles y programas especiales
Los museos de la capital y la provincia se visten este jueves ‘con sus mejores galas’ para celebrar su Día Internacional, que tendrá el próximo sábado su prolongación en la Noche de los Museos, que permitirá a los visitantes acudir en un horario diferente y ser partícipes de una programación especial.

Así, los museos dependientes de la Concejalía de Cultura, Patrimonio y Turismo del Ayuntamiento de León abrirán ese día hasta la una de la madrugada, tal es el caso de la Fundación Vela Zanetti, el Palacio del Conde Luna, el Centro de Interpretación del León Romano (Casona de Puerta Castillo) y la sala de exposiciones del Consistorio de San Marcelo. En algunos de ellos habrá actividades especiales, como la visita teatralizada ‘De Civitate Legio’ a las 22:00 horas en Puerta Castillo, su homóloga ‘Los protagonista del Reino’ a las 20:30 horas en el Palacio del Conde Luna, además de espectáculos musicales a las 19:00 y 23:00 horas, y un filandón y canciones a las 20:30 horas en San Marcelo.

El Musac celebra este jueves el Día Internacional de los Museos con una visita guiada (13:00 horas) al montaje de la exposición ‘Vacío perfecto’ que se inaugura este sábado, la proyección del documental ‘William Kentridge. Triunfos y lamentos’ (19:00 horas) y el espectáculo de poesía y danza ‘Alteridad’ a cargo de la compañía de artes escénicas Emesis colectiva creada en 2016 por Ángel Zotes y Ruth Oblanca.

El Museo de León presenta como exposición estrella ‘La mirada contemporánea’, que reúne fondos de la Colección Abanca sobre relevantes artistas de la segunda mitad del siglo XX, además del comentario de alumnos de arte de la ULE sobre tres piezas artísticas custodiadas por el museo.

Por su parte, La Fábrica de Luz de Ponferrada propone a las 11:30 horas la charla ‘La restauración de papel, el trabajo invisible’ a cargo de José Antonio Hernanz, restaurador del Instituto de Patrimonio Cultural de España.

La Diputación Provincial también se suma a esta efemérides programando una serie de actividades en el Museo Etnográfico Provincial que incluye un taller didáctico escolar de 12:00 a 14:00 horas a cargo de la monitora cultural del museo, una visita de puertas abiertas a sus instalaciones que dará comienzo a las 17:00 horas y que irá seguida de una visita guiada a su exposición permanente. Un busto de Concha Casado modelado por Charo Acera será la pieza del mes.

El sábado continuarán las actividades con una nueva jornada de puertas abiertas, talleres didácticos, una visita guiada a la exposición temporal ‘Palomares de León. Utopía en camino’, la conferencia de Luis Grau ‘Antropología y museos etnográficos: en una tierra de nadie, en una tierra de todos’ y un concierto. 

Noticia publicada en La Nueva Crónica
 
Irma Basarte10.-